En un mundo donde la IA emerge como el pilar fundamental de la cuarta revolución industrial, la República Dominicana se encuentra en una encrucijada. Con la ENIA, el país tiene la oportunidad de liderar en la adopción de tecnologías disruptivas que promuevan el crecimiento económico y social. Sin embargo, para que esta ambiciosa estrategia tenga éxito, es crucial la creación de un Consejo Asesor compuesto por expertos imparciales y políticamente neutros que supervisen y actualicen continuamente la ENIA.

El Decreto 498-23, que aprueba la ENIA, establece que el Gabinete de Innovación y Desarrollo Digital puede actualizar anualmente el contenido de la estrategia. Aunque bien intencionado, este mecanismo carece de un proceso estructurado de revisión por parte de especialistas en áreas críticas. Sin la supervisión adecuada, la ENIA corre el riesgo de no mantenerse al día con los rápidos avances tecnológicos y las cambiantes necesidades sociales y económicas. Una modificación anual es insuficiente para mantener su relevancia.

Un Consejo Asesor de IA, integrado por expertos en informática, ética, derecho y economía, es esencial para proporcionar la visión y la flexibilidad necesarias para ajustar la estrategia de manera efectiva. Países como Estados Unidos, Reino Unido, España, Estonia y Canadá ya cuentan con tales consejos, que han demostrado ser vitales para concebir una visión a largo plazo para la IA, evaluar y comentar las estrategias nacionales, aprobar nuevas versiones de estas estrategias y desarrollar planes formativos y propuestas para atraer inversión.

A lo largo de este dossier, los expertos destacan los numerosos desafíos técnicos, éticos y sociales que implica la implementación de la IA. Desde la necesidad de un marco ético robusto y la protección de datos personales hasta la transformación del mercado laboral y la promoción del cooperativismo, estos puntos subrayan la complejidad de integrar la IA de manera efectiva y segura.

Los objetivos del Consejo Asesor de IA serían claros y esenciales: concebir una visión de largo plazo para la IA, evaluar y comentar sobre la ENIA, aprobar nuevas versiones de la ENIA y desarrollar planes formativos y propuestas para atraer inversión. Este consejo tendría la responsabilidad de asegurar que cada actualización de la ENIA se base en evidencia sólida y en las mejores prácticas internacionales, aprendiendo de ejemplos exitosos como los de Estonia y Canadá. Además, este consejo debe garantizar que la implementación de la IA respete los derechos humanos y promueva la inclusión social, evitando que la tecnología exacerbe las desigualdades existentes.

La ENIA tiene el potencial de transformar profundamente la sociedad dominicana, mejorando la calidad de vida de sus ciudadanos y promoviendo un desarrollo sostenible y próspero. Sin embargo, este camino no está exento de desafíos. La colaboración internacional, la inversión en investigación y desarrollo, y la educación continua serán claves para enfrentar estos retos.

_____

Said Saillant. Filósofo e investigador centrado en tecnologías emergentes, epistemología evolutiva e impacto social de la innovación. Fundador de Societas Sapiens, Inc., defensor de la justicia lingüística y el acceso al conocimiento. Experto en tendencias y políticas públicas, impulsa enfoques éticos y analíticos en IA.